Colaboraciones

Netflix vuelve a abrir el debate sobre los trastornos en adolescentes

De 21 agosto, 2017 No Comments

El pasado 14 de julio la conocida plataforma Netflix estrenó su nueva película “Hasta los huesos”. Un título que con tan sólo leerlo nos hace imaginar la temática de dicho film.

Este es un artículo colaboración de una persona que, aunque ha decidido mantenerse en el anonimato, os adelantamos se trata de alguien muy vinculada al mundo de la psicología. Se puso en contacto con Consulta 21 psicólogos para comentarnos que le gustaría escribir desde nuestro blog y para nosotros fue todo un honor. Se trata de un post relacionado con la anorexia y su aparición indirecta en la película que estrenó Netflix: “Hasta los huesos”. Una crítica cuanto menos llamativa y que invita a la reflexión. Esperemos que os guste y por supuesto comentéis todo cuanto os apetezca. ¡Empecemos!


Parece que desde los medios de comunicación más poderosos se vuelve a tocar el tema de la anorexia, ya tratado anteriormente en numerosas películas, series, libros… pero esta vez con el toque no menos polémico por el que Netflix está decidiendo apostar.

Nos sirve de ejemplo la serie “13 razones” que en esa ocasión trataba sobre el tema del suicidio, en los adolescentes también… y que además consiguió su propósito convertirse en una de las series más comentadas, y es que independientemente de si te gustó o no, lo cierto es que la serie no te dejaba indiferente.

suicidio en adolescentes

Volviendo a la película en la que nos queremos centrar y parar situarnos en el tema, podemos decir que a través de su protagonista Lily Collins (la cuál al igual que su personaje también sufrió anorexia de adolescente) nos va a mostrar parte del día a día de una persona anoréxica.

Hasta aquí y simplemente leyendo estás palabras, quizás ni siquiera llame la atención esta noticia, ni invite a ver la película, pero si añado la forma de abordar el tema por parte de la cadena como: “aparecen imágenes del cuerpo de la protagonista y de los personajes con una delgadez extrema”, “veremos cómo aprenden a contar las calorías de todo lo que comen”, “de qué forma poder vomitar sin que se den cuenta”, “como quemar calorías de una forma discreta” … quizás haya conseguido llamar más tu atención hacia dicha película, pero además me gustaría preguntarte. Si he llamado más tu atención… ¿por qué ha sido? ¿te sientes identificado con el problema? ¿sientes curiosidad? ¿buscas ayuda sobre la anorexia? ¿O tal vez, buscas la forma de seguir escondiendo tu problema?

Y es aquí precisamente, en estas últimas preguntas, donde se crea el debate: ¿Es bueno o malo tratar estos temas tan serios como la anorexia, bulimia, desórdenes alimentarios…de una forma tan precisa?

Antes de seguir tratando el tema te invito a que veas el tráiler, si no has visto el film, y seas tú mismo quién saques tus propias conclusiones:

Cómo era de esperar, han sido muchos los comentarios publicados sobre la misma. Por nombrar algunos:

''No podemos asegurar que sea nocivo el mostrar en una serie o película a personas excesivamente delgadas. En cambio, sí estamos convencidos de que no es beneficioso ni preventivo, por muy cuidada que esté la trama''

Asociación contra la Anorexia y la Bulimia de Cataluña

''No es fácil de ver, pero puede salvar vidas''

Variety

''Yo no sabía muchas de las cosas que aparecen en esta película cuando sufría este problema. Es un privilegio volver a ponerse en una situación ya vivida desde una postura tan diferente y con un punto de vista tan distinto''

Lily Collins

Si has llegado hasta este punto de lectura, es probable que quieras saber cuál es la mía. Pues bien, yo como mera espectadora (no como profesional ni del ámbito sanitario ni del ámbito cinematográfico), tan sólo me gustaría recalcar (he aquí el motivo por el que me decidí a escribir este artículo), el especial cuidado que hay que tener con estos temas, ya que son como un espejo de dos caras… Por un lado podemos sacarle el lado positivo si lo vemos desde el lado que de que es una ventana abierta al espectador donde mostrar la existencia de dicha enfermedad. Pero por otro lado hay que tener mucho cuidado con la forma con la se habla de la anorexia o de la bulimia… No se nos puede olvidar que los espectadores que ven este tipo de películas son jóvenes y adolescentes, y además pueden estar sufriendo dicha enfermedad y tal vez no sepan o no puedan sacar las conclusiones idóneas.

anorexia y bulimia en adolescentes

Por ello, antes de poder tomar cualquier posición al respecto, lo más adecuado para poder tomar una decisión objetiva y fundamentada es tener información contrastada acerca de la anorexia y bulimia, en este caso en adolescentes. Aprovechando que fue Consulta 21 quién me dio la oportunidad de poder escribir sobre el tema, y que cuenta con algunas de las considerados mejores psicólogos en Málaga, me dirigí a ellos para poder entender bien esta situación. Además, fui a nuestro tan conocido buscador de Google y cuál fue mi sorpresa:

Al añadir simplemente anorexia, los primeros resultados no hablaban de qué era la enfermedad o los métodos para prevenirla o tratarla, eran precisamente lo contrario, páginas donde se hablaba de como dejar de comer, de cómo engañar a tu entorno, de cómo vomitar…

Cuanto menos sorprendente el ver cómo los adolescente pueden acceder fácilmente a este tipo de información que lo que hace es fomentar dichos hábitos. Algo más para pensar y para tener él cuenta a la hora de tomar una posición al respecto.

A estas alturas del artículo y como parte activa en la causa, no está de más aportar algo de información profesional al respecto, sin que sea muy técnica o teórica y para que cualquier lector pueda entender fácilmente.

¿Cómo reaccionar ante los desórdenes alimenticios?

desordenes alimenticiosSon muchas las personas que no sabe dónde acudir para tratar estas situaciones, lo más recomendable es siempre ir a un profesional sanitario experto en esta área para que pueda ayudarnos desde un punto de vista profesional (recuerda si estás leyendo esto que estás en el blog de Consulta 21 psicólogos, uno de los centros de psicología referentes, y que puedes contactar con ellos en cualquier momento).

Estas serían algunas de las pautas que se pueden seguir siempre bajo la supervisión de un profesional, teniendo siempre en cuenta que los temas alimenticios, así como los físicos del paciente deben ser solo tratados por el mismo en las sesiones terapéuticas:

  • Hablar siempre con el psicólogo o el profesional sanitario sobre los distintos puntos de vistas que puedan existir dentro del entorno del paciente.
  • No tener en cuenta las quejas del paciente por las pautas en las comidas.

Lo que NO debemos realizar:

  • NO dejar que la culpa nos invada. No somos ni padres ni madres que lo hacemos todo perfectamente, pero sí tenemos buena intención. No se nos puede olvidar que las distintas contrariedades en la familia son sólo una parte de estos desordenes alimentarios. Lo que tenemos que tener siempre en cuenta es la ayuda que le podemos brindar a nuestros hijos.
  • NO lamentarnos por nuestros hijos. Tenemos que demostrarle que estamos a su lado y que lo comprendemos, pero no pueden ver que somos un refugio donde esconderse. Tienen que aprender a demostrarse que ellos mismos son valientes
  • NO dejar que los alimentos se conviertan en un instrumento.
  • NO cambiar los patrones de actuación.
  • NO acceder a que sean ellos quien marquen las pautas y los quehaceres de la familia.
  • NO concedernos a nosotros mismos que este problema se convierta en el centro de nuestras vidas, nuestra pareja, hijos y familiares también nos necesitan.
  • NO dejar que nos utilicen.

Lo que SÍ debemos realizar:

  • SÍ tenemos que tener un compromiso con nuestra pareja y entorno para afrontar esta situación.
  • SÍ hay que tener en cuenta sus opiniones, aunque sean diferentes de los nuestros. Es muy positivo es sentarnos a conversar con ellos, pero siempre hablando como adultos que ponen en común sus puntos de vista.
  • SÍ tenemos que confiar en ellos a la hora de delegar responsabilidades
  • SÍ hay que cargarnos con altas dosis de paciencia y vivir el día a día.
  • SÍ hay que luchar contra la perfección.
  • SÍ tenemos que mostrarle con nuestros gestos y hablando con ellos todo el cariño que sentimos por ellos.

¿Cómo comportarnos con una persona que sufre anorexia o bulimia?

En una de las jornadas en las que tuve la ocasión de coincidir con 2 psicólogas del equipo de Consulta 21 psicólogos coincidíamos en la necesidad de que estos trastornos deben ser tratados por profesionales, ya que ellos son los que nos pueden brindar la ayuda a superar dichos trastornos alimenticios que recordemos no sólo producen cambios física sino también psicológicamente.

comportamientos anorexiaSegún diversos estudios, tanto la anorexia como la bulimia pueden aparecer en hombres y mujeres, y en cualquier momento de la vida.

Como hemos comentado anteriormente, al comienzo no es fácil darnos cuenta de que esa persona está sufriendo este trastorno, pero según va avanzando, podemos ver cómo cambia el peso y la masa corporal, el estado de ánimo, la forma de comportarse y como se le da una gran importancia a la forma física.

En el momento en que se empieza a notar algunos de estos cambios, no podemos pasarlo por alto. Siempre es mejor prevenir que curar, luego hay que hablar con ellos, y hacerles ver que estamos preocupados y que cuentan con toda nuestra confianza. Nunca debemos juzgarlos, sino apoyarlos y hacerles ver que existen profesionales que los pueden ayudar.

Es muy común en estos casos que no quieran hablar y que no quieran reconocer lo que les está sucediendo, pero no debemos dejarnos llevar por ello y ser fuertes y mostrarles nuestro cariño y que vean que siempre vamos a estar ahí, animarlos y hacer hincapié en ayuda de un profesional.

Tenemos que ser sinceros y hablar de forma clara y concisa, expresarle lo que sentimos y los cambios que hemos visto, haciéndoles siempre ver nuestra preocupación, pero sin acusarlos ni mucho menos hacerlos sentirse culpables.

Aunque no podemos imponerle que vaya a un profesional, sí que podemos decirle donde pueden llamar o acudir. Y recordarle que siempre que quieran hablar con nosotros podrán hacerlo. En este tipo de trastornos no sirve de nada el enfadarnos con ellos por las bajadas de peso o por no comer, siempre tenemos que acordarnos que tanto la anorexia como la bulimia tienen mucho que ver con el control, por lo que abrir una guerra directa contra ellos a ver quién gana no servirá de nada.

Tenemos que ser conscientes de que todo este proceso no es corto, ni fácil, pero para quién está pasando por esta situación es muy importante ver como su entorno lo entiende y están ahí para ayudarlo y cuidarlo. Recordar que lo más importante de todo es el apoyo que se les brinda.

Y hasta aquí mi crítica hacia Netflix y su contenido relacionado con la anorexia y bulimia, además de la breve aportación relacionada. Ha sido un honor poder formar parte del blog de Consulta 21 psicólogos, y espero que os haya gustado. ¡Espero vuestros comentarios!

 

¿Qué te ha parecido este artículo sobre el debate que Netflix ha vuelto a abrir acerca de los trastornos en adolescentes?

(23 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

 

Consulta 21

Acerca de Consulta 21

Centro de psicología y logopedia líder. Prestamos servicio en todo el territorio nacional. Nuestro objetivo: ayudar a cada una de las personas que confían en nosotros desde un trato profesional, pero siempre cálido y cercano. Si quieres un gabinete de psicología referente... ¡Somos tu centro!

Deja una respuesta

Contáctanos por Whatsapp